… y te deseo que pases una buena noche. Si ahora comienzas tu jornada, disculpa que nunca me dirija a ti, pero me acuerdo como del resto. Ahí te dejo unas cuantas ideas de cosas curiosas y noticias noticiosas. Simplemente baja por la página o utiliza las columnas laterales, ya sabes, como siempre. Mañana será otro día lleno de luz. Me tomaré una tisana, que me encantan, y a dormir. Una reflexión que oí hoy y que me ha hecho pensar. No sé de quién es, pero la hago nuestra, no creo que se enfade.

Odiar a alguien es como beber veneno y esperar a que muera el otro. Muy buena.