Hace unos días por poco me trago una farola al quedarme mirando una marquesina con este anuncio. La verdad es que me encantó, no sólo por lo guapo que es este chico, Cayetano Rivera, que aunque sí que me lo parece, no es de mis favoritos, sino por lo bien “captado” que está el sentido de mezclar lo terrenal y espiritual, cultura, Hércules, Aquiles, etc.

Al parecer está inspirado en el retrato que Julio Romero de Torres pintó a Juan Belmonte. Y Cayetano representa a la perfección los valores de la casa Loewe y de esta fragancia, 7 de Loewe.

Esto, por cierto, y pasando ya a un tono más terrenal, corrobora mi teoría de que Cayetano Rivera está hecho para mi amiga Sole. Sí, sí, Sole, de Cáceres, no daré apellidos para que no me mate, pero es que le pega tanto… ella es tan guapa como él, (o más), le encantan los toros, el campo, los animales, el Toro de Osborne, lo español…y encima es fan incondicional de Loewe. ¿Veis por qué ya era el colmo? pegan tanto que si un día se vieran, lo entenderían, jaaaa, hoy parece que me he levantado con el día “Celestino”…

En fin, no seguiré por ahí que al parecer el chico tiene novia y no quiero yo que se entere de que la verdadera mujer de su vida es rubia y no es famosa. Y a vosotras, ¿os gusta el anuncio? por cierto la fragancia no la he podido oler aún pero claro, con esta pinta que tiene, para algún regalo de Reyes seguro que caerá.