Susanna Tamaro no responde al prototipo de escritora de best-sellers. Vive lejos de las multitudes, en una finca de la Umbría italiana, escribiendo en los meses fríos y cuidando del huerto y de los animales en los cálidos. Pero la suya no es una vida solitaria: la acompañan Roberta, su amiga inseparable, y una familia peruana de guardeses, que ocupa su propia casa dentro de la finca.

Os invito a leer esta entrevista que le hacen en mujerdehoy.

Hoymujer.